15 feb. 2015

Alma Salvaje (Invitación Promocional)



                         "¿Quién es libre? Sólo el que sabe dominar sus pasiones."
                                                                                                              Horacio 

Gracias a Soy Cinefanático, pudimos ver en Cinecolombia Gran Estación, la última película del director, guionista y montajista canadiense Jean-Marc Vallée, el cual no sólo nos entrega su séptimo largometraje, sino el tercero en ser nominado - en forma consecutiva- a los Oscar. Este cineasta nacido y formado en Montreal, se dio a conocer con la laureada C.R.A.Z.Y (2005), -a pesar de tener varias nominaciones y premios por sus cortometrajes-; la cual le abrió las puertas de Hollywood, y un pequeño nicho, donde sus personajes libres, moralmente ambiguos, tienen cabida.

Vallée, que ha recurrido a historias de la vida real en sus últimas producciones, también se vale de utilizar personajes, que parecen estar incómodos con su entorno, pero éste, finalmente se convierte en su mismo elemento de expiación; sin darle demasiadas virtudes a estos protagonistas, individualistas y complejos, cada uno convierte esta situación, en una especie de lección de vida, que viene a ser el caso de Wild (Alma Salvaje) su última producción, nominada al Oscar por mejor actriz, y la película que vamos a reseñar a continuación.



Este drama biográfico, adaptado a la pantalla grande por el escritor británico Nick Hornby, nos acerca al recorrido por el Pacific Crest Trail - camino que va desde el límite canadiense con Estados Unidos hasta la frontera con México- que hizo  Cheryl Strayed, absolutamente sola y sin ninguna preparación, la cual optó por este difícil recorrido, como una especie de terapia y curación, debido a su divorcio, muerte de su madre y conducta autodestructiva, ligada a la promiscuidad, drogas y alcohol.

Los primeros planos que vemos, son los de Cheryl Strayed (Reese Witherspoon), quien intenta curar las heridas que tiene en sus pies, debido a la caminata y que las botan son muy pequeñas; a partir de este punto, nos iremos acercando tanto a sus recuerdos como al recorrido que hizo por este sendero, los peligros que vive día a día, privaciones, sus encuentros con otros senderistas, y de cómo paso a paso, se va dando cuenta, que la única opción que tenía era seguir adelante. Con ciertas dosis de humor, sentimentalismo, reiterativos flashbacks y una dinámica narrativa que se acopla al "road movie", tanto el guionista como el director, nos hacen participes de las dos vidas de esta mujer, la de sus recuerdos y la que está realizando este viaje, tanto físico como mental, que queda impreso en esos pensamientos o textos que escribe en cada estación del Pacific Crest Trail.



La fotografía del canadiense Yves Belanger - que ha trabajado con Vallée, en sus últimas producciones- se apropia del paisaje americano, la luz natural y contrates, que se hacen presentes en estos espacios de rústica y salvaje belleza. Con un equipo relativamente pequeño, redireccionando la luz solar, y dándole a la cámara un gran protagonismo, tanto el operador como el director canadiense, asumieron los riesgos de grabar no sólo en exteriores sino de cambiar de "escenario" - desplazarse a otro lugar-  en beneficio de la luz. Aunque la película no tiene un compositor musical o específicamente una música creada para ésta, el director se vale de la misma voz de Whiterspoon, y de la melodía "Los sonidos del silencio" para crear cierto ambiente intimista y personal, que sin afectar la parte dramática, refleja los sentimientos de la protagonista.

Igual de destacable a la fotografía, es el trabajo de John McMurphy y Martin Pensa, en el montaje y posproducción de este largometraje, que no es absolutamente lineal, y más bien es una serie de secuencias, unidos por los recuerdos de esta mujer, además de tener unas sólidas elipsis, cambios de tiempo y construcción narrativa. A pesar de sus logros técnicos y artísticos, no es lo suficientemente coherente en su puesta en escena, y los recuerdos de Cheryl Strayed, tienden a ser tipificados y estereotipados, por la misma dirección de arte, que está bastante simplificada en el recorrido de esta mujer.



Tampoco es un gran secreto que esta película está centrada en la actuación de Witherspoon, que además de ser una de las productoras, fue su compañía de producción, la Pacific Standard, la que adaptó la obra; sin embargo esto no le resta las capacidades a esta actriz, quien hace uno de sus mejores papeles, y sabe echarse al hombre el peso dramático de este trabajo, por las diversas connotaciones que tenía el papel.

Esa lucha interior de la protagonista, es tal vez el reto más importante de Whiterspoon, quien sabe sortear las dificultades físicas y mentales de ésta; igualmente el papel de Laura Dern, como la sufrida pero feliz madre de Cheryl, es más que sobresaliente - en algunos casos opacando a la misma Whiterspoon-, de resto, gran parte de los personajes, tienen pocos diálogos, y su función está, en ser el soporte de nuestra protagonista.

Como conclusión, y opinión personal, una de esas películas "sorpresa" en Hollywood, en los mismo Oscar, pero concebida con todas las características, para hacer brillar a un actor, como anteriormente lo hizo con Dallas Buyers Club, que a pesar de sus disfuncionales antihéroes, nos encontramos con una lección de vida, con sus estereotipos y lugares comunes, que se mezclan, con ese concepto de libertad, bastante ajustado a los cánones de la Academia. 

Aunque creo, que el papel de Whiterspoon, es uno de los más logrados de su carrera, tampoco veo que sea una actuación prodigiosa, y que muchas de las acciones dramáticas, están soportadas más, por el logrado guión de Hornby, que por la actuación de la actriz de Nueva Orleans. Otro punto en contra, es que la película tiene como obvio referente o contraparte a la muy interesante Into he Wild de Sean Penn; además, en cierta forma es difícil sentir cualquier tipo de empatia con el personaje de Whiterspoon, ya que sus propósitos son tan individualistas y prepotentes, como lo va demostrando este personaje.

A pesar de ésto, su lograda fotografía, los parajes estadounidenses, y ese aire de libertad, que se respira a medida que Whiterspoon transita por este indomable sendero, son razones más que suficientes para ver este largometraje.

Zoom in: Nominada en diversos festivales y círculos de crítica, incluyendo Oscar, Satellite Awards, Globos de Oro, entre otros.
Con una inversión de 3 millones de dólares, la película ya se acerca a los 50 millones en recaudación.
Wild se estrenó el 29 de agosto de 2014 el Festival de Cine de Telluride, y también fue presentada en el Festival de Cine de Toronto el 08 de septiembre y el Festival de Cine de San Diego el 24 de septiembre. Se lanzará en América del Norte el 05 de diciembre de 2014. (1)

Montaje Paralelo: Into the Wild (2007) - 127 horas (2010)






(1)http://es.wikipedia.org/wiki/Alma_salvaje

No hay comentarios:

Publicar un comentario