17 sept. 2011

La vida de Oharu



Delicado y trágico relato sobre la vida de Oharu,una mujer que vive las desdichas del Japón Feudal del siglo XVII, una sociedad cerrada y donde el honor está por encima de la verdad; es Oharu, también un símbolo de libertad y desdicha (insatisfacción) frente a tal sociedad, y obviamente una reivindicación de la mujer en la sociedad japonesa, no sólo del contecto del filme, sino en general, por parte del Maestro de cine nipón, Kenji Mizoguchi, un director que en sus relatos tanto la conciencia social. la mujer como heroína y protagonista, y en cierta medida un medio para criticar las injusticias de la cultura japonesa.

Una película magistralmente rodada, con una narrativa pausada, que inicia con la Oharu, ya anciana, recordando sobre su vida, y desdichas, que más por el infortunio, son configuradas por las mismas injusticias y cerradas ideas del Japón feudal del siglo 17 (y finalmente de la sociedad japonesa hasta hace unos cuantos años). Las actuaciones son sobrias pero de gran impacto, la Oharu de Kinuyo Tanaka es más que correcta, no sólo por la transición de las sensaciones del personaje, sino físicamente, y la decadencia es notable y magistral, la interpretación, además el corto personaje de Toshiro Mifune (actor fetiche de Kurosawa y posiblemente el mejor y más conocido del cine del sol naciente), infunde las tragedias y debilidades del ostracismo feudal japonés.

Una verdadera obra mestra, de un director que se pudo dar el lujo de ser considerado uno de los mejores cineastas japoneses, y cada película fue considerada como tal; a pesar que muchas de éstas desaparecieron durante la segunda guerra mundial.

Zoom in: Hermana de Mizoguchi fue vendidad por el padre y en la película se reivindica y homenajea esta situación.
Adaptación libre del libro de Sarka Kulhara y ganadora de León de Oro del Festival de Venecia, en 1952.






No hay comentarios:

Publicar un comentario