31 ago. 2011

Careful



Es, Guy Maddin uno de mis directores favoritos, no sólo por la calidad de sus piezas cinematográficas, sino por la capacidad de éste de llevar a cabo estas piezas casi artesanales, con una incríeble creatividad a nivel visual y sonoro (en las cuales participa y dirige). Con sus particulares historias donde la inestabilidad familiar, el romanticismo, los delirios y otras cuestiones que sólo el señor Maddin, puede soltar de su psique enmarcadas en un mundo imaginario estancado entre los años 20 y un anacrónico mundo salido de las profundidades de Canadá o de Manitoba, de donde es este excéntrico y genial personaje.

Careful, es un filme que juega nuevamente con su gusto por el cine silente , lleno de matices, de juegos sonoros, visuales que recuerdan a muchos de los mejores directores de principio de siglo pero con la particular visión del canadiense. Además, la historia, que no siempre es la más fácil de seguir, con sus abiertas reflexiones sobre la familia, los delirios y la decadencia moral y ética de éstos, pero siempre en un contexto "inocente" y romanticista, pero de una fuerte carga moral y absoluta referencia surreal.

Para redondear la idea del argumento Careful, es la historia sobre el tabú social y familiar del incesto, enmarcado y rodeado por la montañas, que se terminan convirtiendo en protagonistas de la narrativa, logrando asimilar posiciones morales y situacionales de la historia. Toda una tragedia de proporciones épicas, propias de los relatos de Maddin, que como en sus demás filmes reúne a conocidos del canadiense, sigue con su estilo artesanal, antiguo, casero y todos sus paradigmas de creatividad, que ejercen el funcinamiento de éstos filmes.

Un cine "artesanal", en la configuración de su estilo, con referencias propias del expresionismo alemán, del cine silente americano y la expresividad de éste, pero siempre en la búsqueda de ser un cine propio, único, simbólico, y un disfrute a la vista y los sentidos. El sonido que parece extraído de una radiola antigua, todo en Maddin es viajar a los inicios del cine, pero aún así toda la parafernalía estética y técnica nos pueden albergar  en cualquier época, mundo o historia.

La dirección de fotografía, edición sonora y montaje, corren  a cargo del canadiense, quien además es el diseñador visual, escritor, etc, etc, y sus colaboradores habituales, George Toles (guión), entre otros que se ajustan y finalmente son amigos del nacido en Manitoba.




No hay comentarios:

Publicar un comentario