3 mar. 2015

Burden of Dreams: El Sísifo de Herzog

   
                                       "Con las pasiones uno no se aburre jamás; 
                                            sin ellas, se idiotiza."
                                                                                                  Stendhal 


Les Blank, fue un documentalista estadounidense que se centró en la cultura musical tradicional de su país, registrando las diversas expresiones musicales y el entorno mismo de éstas; muchos de estos retratos, son los únicos que quedan de estos artistas, de sus sonidos y trabajo. Blank, conocido especialmente por haber colaborado en los años 80 con el detrás de cámaras de Fitzcarraldo y con otro trabajo del director alemán Werner Herzog, utiliza el humor y su destreza al acercarnos a ciertos detalles, como parte esencial de su estilo, tanto en este documental como en el resto de su filmografía que siempre estuvo avalada por su compañía productora Flower Films y diversas entidades culturales y gubernamentales.

Aunque de gran importancia en el círculo audiovisual estadounidense, -y en parte en Canadá, donde recibió un premio honorifico por su trabajo-, Blank es un cineasta desconocido para la mayoría, pero que en cierta forma dejó un legado vital para el documental y más que todo con Burden of Dreams, obra fundamental de los making of,  la cual vamos a reseñar a continuación.




En 1982, durante el rodaje de Fitzcarraldo, Les Blank filmó todo el proceso de realización de esta caótica, difícil y épica  aventura-película de Werner Herzog, que en cierto punto se torna en una verdadera odisea, o como mejor lo definen al inicio del documental, en el mito de Sísifo en medio de la selva amazónica. Las dificultades mismas de la selva, de las tribus, de la desconfianza de un lado y del otro, además de los traspiés de la producción, el clima y tantas otras situaciones (muertes y accidentes) sumándose a la férrea idea del director alemán de no sólo rodar in situ sino de hacer lo improbable -llevar un barco por el Amazonas-, son mostradas por Blank, con cierto humor, a pesar del tono dramático que posee el audiovisual, que desde un principio se visualiza como un fracaso - algo parecido a lo que veíamos en el Quijote de Gilliam-.

Este making of/ documental, inicia con los primeros minutos de un metraje donde aparecía Jason Robard y Mick Jagger, material que casi fue desechado, por la enfermedad de Robards, el cual tuvo que salir de la producción, dando pie, a que se volvieran a unir Herzog y Kinski ese amigo/enemigo y actor fetiche, quien asume el papel de Fitzcarraldo, no sólo en la ficción sino en su ya compleja personalidad.  De resto, vamos a observar, los acontecimientos mismos de la obsesión de Herzog, por crear la película que desea; las penurias de estar aislados y de cómo esa imponente, agreste y profunda selva, se empieza a convertir en el mayor enemigo de esta producción. Igualmente, son más que interesantes, las entrevistas al director alemán, donde vemos el cambio de actitud, y cómo se va haciendo más taciturno su pensar sobre el mismo rodaje.

Las secuencias del barco siendo jalado por poleas artesanales, la cortada que recibió el director de fotografía en la escena donde deben chocar el barco, el tedio del equipo técnico, de los indígenas, las peleas internas y otras situaciones, convierten este trabajo en algo tan trascendental y a la vez absurdo, como lo fue finalmente Fitzcarraldo.


El documental centrado en la visión, excentricidad y a la vez claridad/locura de Herzog, se agudiza, al darse cuenta de las dificultades del rodaje, de todos los elementos que implica estar aislados de un set, de la civilización y del mismo acto de suplir estos inconvenientes por otros más complejos y destructivos de lo que habían pensado; si bien el tono del documental es neutral y no trata de buscar halagos, si se siente un ambiente de camaradería por parte de los directores, y esto se puede traducir en el humor y confianza, que se va desarrollando durante los 95 minutos que dura este trabajo. El sueño de Herzog, el impune genio de Kinski, el clima en contra y otros factores, se unen para mostrarnos, además de un documental sobre el detrás de cámaras, uno donde se percibe cierto aire antropológico, etnográfico y cultural, que fue el gran tema que desarrolló Blank en su filmografía.  


Para finalizar, un trabajo indispensable, no sólo para conocer cómo se hizo una de las películas más complejas y mediatizada por la leyenda, sino para avalar el trabajo de un director como Les Blank, que además de estos documentales hizo de la música tradicional estadounidense, un verdadero estudio y registró de lo que sucedió en diversas partes de ese país. Un documental, que se puede resumir, que tanto en la ficción como en la realidad, la ambición superó las probabilidades de los sueños de Fitzcarraldo y de Herzog. Un trabajo más que destacable, y uno de los mejores, de ese subgénero, relacionado a los detrás de cámaras, de los behind the scene.

Zoom in:   En 1983 recibió el premio de la Academia británica de cine, a mejor documentalal igual que en el festival de San Francisco.

Montaje Paralelo: Lost in la mancha (2002) - Making of...

No hay comentarios:

Publicar un comentario