14 sept. 2012

Colección 40/25: Joyas del cine colombiano


DVD 6

En Agosto






En el último DVD de esta colección, podemos observar una variada selección de cortometrajes de diversa calidad, técnica y género; muchos de ellos ganadores en la convocatoria de audiovisuales de la Fundación Gilberto Alzate Avendaño.

En el caso de este cortometraje de animación, críptico y apocalíptico, obvia influencia en el cine de ciencia ficción distópico, el anime y en este caso, la singularidad del chamanismo, como respuesta mística a la estructura narrativa, manifestándose correctamente en la ambientación y puesta en escena de una Bogotá sumida en una lluvia eterna, apocalíptica y caótica, que finalmente es la propuesta argumental de esta animación, de una impecable técnica no sólo a nivel visual sino en su banda sonora y estética 2D y 3D.

Más que entregar una narrativa lineal o contar un suceso apocalíptico, se decantan por un ambiente místico que le da fuerza a la propia estructura del cortometraje.  

Los realizadores de esta película son: Andrés Barrientos y Carlos Andrés Reyes, masters en Artes Visuales y directores - guionistas de diversos proyectos de animación y demás productos audiovisuales, gráficos y multimedia.

Zoom in:  Ganadora de diversos premios nacionales e internacionales.

Un cortometraje que tomó dos años de trabajo






Magnolia



Segundo cortometraje de la caleña Diana Montenegro, quien con su primer cortometraje: Sin decir Nada, recibió varios premios y reconocimiento nacional e internacional; Magnolia, es su siguiente trabajo, que gracias al aporte del Fondo Cinematográfico y la Cinemateca Distrital, se pudo llevar a cabo. La especialidad de la realizadora caleña, parece radicar en el amor, puro e inocente -más no cursi o estereotipado,-  que  se confronta a diversas reglas de la sociedad, ofreciendo una respuesta "lírica" que sin mayores pretensiones sabe conjugar lo narrativo con lo emocional. Magnolia escrita en un papel se convierte en eje central de esta historia donde dos ancianos solitarios encuentran un poco de felicidad. La sensibilidad de la joven directora, y la singularidad de sus personajes, son en cierta forma, su gran acierto, sumado a la capacidad de llevar a la pantalla, historias simples, desarrolladas con gran cuidado, donde los sentimiento se transforman en imágenes de gran armonía.





Asunto de Gallos



Aunque, tiene una lograda fotografía y en términos generales es cuidadosa técnicamente en lo visual y sonoro, su historia de "independencias paternales", sumado a los gallos, maleantes de las apuestas y música norteña, no logra la suficiente calidad narrativa, es  notable la investigación sobre el mundo de las galleras, apuestas y demás; pero en lo argumental pierde fuerza, y no deja de ser una historia ya vista sobre este mundo de apuestas, malos estereotipados y lección de vida.






Marina, la esposa del pescador


Posiblemente, uno de los mejores cortometrajes de esta selección, no sólo por su cuidada ambientación y fotografía, sino por su estructurado manejo del lenguaje fílmico tanto en su narrativa como en su apropiación de un lenguaje (cinematográfico) determinado, lleno de lirismo, que a falta de  diálogos, las imágenes son las que cuentan un bello relato en el sinfín de cualquier lado cerca al mar (en este caso Nuqui, el la Costa Pacífica), y por ende el mar, el sol, la naturaleza se hacen participe de la serenidad que emana la protagonista, metáfora sutil y poética del conflicto armado colombiano, como dice el director Carlos Hernández.

La calidad del cortometraje es notable, narrando a través de sus alegorías, encontrando un lenguaje propio y en pocos minutos además de comunicar, logra un sentimiento traducido de las imágenes, y "Marina, la esposa del pescador" es eso y algo más, sus diversos premios - incluyendo mejor cortometraje latinoamericano- lo confirman. 

Un mensaje de reconciliación, una alegoría a la no violencia donde la imagen, el lenguaje audiovisual, la metonomía fílmica se acopla a las cualidades técnicas del cortometraje de este bogotano, realizador publicitario, fotógrafo, guionista y docente.





La Hortúa

El documental se hace presente en esta selección, documental directo que se interna en las entrañas del hospital La Hortúa, que, a través de la imagen, algunos textos y las rutinas de quienes allí habitan, se conforma una muestra, una ventana a lo que sucedió y dejó este famoso hospital que tras ser cerrado por el gobierno en 2001 aún alberga a quienes allí trabajaron, y finalmente lo convirtieron en su hogar y forma de protesta, silenciosa, fantasmagórica, olvidada, como muchas cosas que pasan en el país.

Andrés Chaves, no es un realizador o estudioso de la imagen, es un urbanista que a través de este proceso audiovisual, se ha hecho participe en proyectos relacionados con sus estudios; tal vez ese puede ser el leve defecto de algunas de las escenas y conjunto en general, sin embargo, la esencia de denuncia y urbanismo están más que presentes llenando algunos vacíos audiovisuales. 




Animalario


Aunque, la técnica en animación 3D es impecable y recurre a diversas fuentes y géneros cinematográficos como homenaje, también es cierto que se queda en el mero homenaje y no se propone mayor cosa frente al argumento, quedando un poco corto frente a la calidad de la imagen; sin embargo, es factible que este cortometraje estuviera pensado como una serie de capítulos, y por tal razón no se aprecie la suficiente calidad narrativa.

El trabajo del realizador Sergio Mejía Forero, es bastante profesional a nivel visual, y ha recibido varios galardones en  festivales de animación.



No hay comentarios:

Publicar un comentario