28 ago. 2011

La graine et le mulet (Cuscús)




Retrato sobre una familia norteafricana en el sur de Francia. Sillman, un divorciado padre de familia, vive una situación muy delicada cuando es despedido de su trabajo en los muelles del puerto marítimo. Su futuro y el de su familia se presenta incierto, y su hijo le recomienda que vuelva al norte de África. Sin embargo Sillman tiene otras ideas: abrir su propio restaurante en un viejo barco oxidado del puerto. Las autoridades no le pondrán las cosas fáciles. (FILMAFFINITY)

Una película con muchos puntos a favor, que sin embargo se extiende demasiado, no sólo en tiempo sino en alguna de las mismas sensaciones que genera el filme. A pesar de esto, la música, las sinceras y matizadas interpretaciones logran generar empatía con el filme; con muchos elementos de ese cine donde la comida, la familia y las tradiciones hacen parte del relato. Finalmente, Adbel Kechiche logra un retrato familiar donde todas las sensaciones que vive una familia en cualquier contexto, y eso le abrió las puertas a festivales y premios.

Con una excelente música, puesta en escena e interpretaciones el túnecino , conforma un gran plato visual de emociones y riqueza sobre una cultura. Son igualmente destacables, la actuación de Habib Boufares (Slimane), un estoíco, serio y digno pesonaje y Hafzia Herzi (Rym, la hija de la amante de Slimane) la antitesis de Slimane, pero de cierta manera el hilo conductor, el cuscús que le da otro sabor a la familia norafricana (además en la escena final es increíble la sensualidad y sexualidad que lo logra exhudar el personaje)


Zoom in:
El director como en sus películas anteriores trabaja con actores no - profesionales

Premio del Jurado en Fet. Venecia y Cesar (varios premios) y otros festivales








No hay comentarios:

Publicar un comentario