23 jun. 2011

La Cinta Blanca


"Sencillamente, hoy como ayer, quien no quiera ver, no verá. De eso es de lo que trata La cinta blanca, al fin y al cabo"1

El cine de Haneke perturba y toca las fibras morales del espectador, siempre juega con el audiovisual - y en el caso de La Cinta Blanca, el austríaco nos convierte en testigos oculares y visuales  de la transformación de un pueblo y de un espíritu que se va amoldando a su propio destino de maldad.

Aunque Haneke es específico en aclarar que "La cinta...", no es una visión sobre el orígen del Fascimo; si hay una marcada relación entre la "habitualidad" del pueblo y sus caminos hacia la maldad; en algún momento en una charla con un historiador, decía que los niños de este pueblo, "fueron los que llevaron al poder al Nazismo " o " que fueron los que votaron por Hitler" y en este punto Haneke llega a demostrar ese carácter fundamental, no de llevar la violencia a la pantalla; sino demostrar que habita en todos nosotros, que es un común denominador de nuestras sociedades, como un punto de reflexión traducido a imágenes.

La calma y la pausa en los planos (enmarcados en una genial fotografía), esconden una narración "vivencial" - nos convierte en testigos- de la perversión que se escondía detrás de esa sociedad - pueblo perfecta.



1. http://www.cine.fanzinedigital.com/5826_1-La_cinta_blanca.html

1 comentario:

  1. Que bueno que hayas podido ver esta cinta de Haneke, es muy interesante desde el punto de vista audiovisual. A mi juicio la más arriesgada y notable de las cintas de este controvertido autor europeo.

    ResponderEliminar